7.8.05

¿Fallecidos o supervivientes?

Acabo de leer la noticia. Por ejemplo, en ABC: Dieciséis muertos y veintitrés supervivientes al caer al mar un avión tunecino cerca de Palermo. Y me quedo con la duda, ¿cuál es la noticia?

¿Milagro en Sicilia: 23 personas sobreviven a un accidente aéreo (La Razón)?
¿O será que hay Trece(1) muertos al estrellarse un avión contra el mar de Sicilia (El Periódico)?

La noticia la he visto en GoogleNews y me ha chocado la distinta forma de hacer titulares (hay muchos más, pero he cogido estos tres como muestra). Quizás sea puro sensacionalismo, pero me ha gustado el titular de La Razón. Porque aporta algo de optimismo a un mundo en el que las malas noticias tienen un lugar tan destacado en los telediarios.

Lo que más me aterra es que me he detenido, por un momento, a pensar qué titular habría escrito yo. Y creo que me habría fijado, como muchos periodistas, en los 16 fallecidos antes que en los 23 supervivientes. ¿Por qué nos molestan tanto algunas sombras y apenas nos damos cuenta de que el sol sale, brillante y hermoso, todas las mañanas?

Desde aquí, de todos modos, mi humilde pésame para los familiares de los fallecidos y un abrazo virtual para los supervivientes.

(1) Las primeras noticias hablaban de 13 fallecidos. Ahora parace que el número es 16. De ahí las discrepancias de cifras entre unos titulares y otros. Cosas de la información en tiempo real.

2 comentarios:

zazou dijo...

Hombre, seguir viviendo no parece una gran noticia ¿no? Quiero decir que eso lo hacemos todos más o menos bien. No digo que no tenga ningún mérito... pero no sé, hablar de milagros o destino es algo que me hace sentir incómodo.

Te dejo por aquí una cita de un libro de Curzio Malaparte que puso una xanguera Aleinad.

Antes de la liberación habíamos luchado y sufrido para no morir. Ahora luchábamos y sufríamos para vivir. Hay una profunda diferencia entre la lucha para no morir y la lucha para vivir. Los hombres que luchan para no morir conservan toda su dignidad, la defienden celosamente, todos, hombres, mujeres y chiquillos con una obstinación feroz.
(…)
Los hombres, cuando luchan para no morir , se agarran con la fuerza de la desesperación a todo aquello que constituye la parte viva, eterna, de la vida humana, la esencia, el elemento mas noble y puro de la vida: la dignidad, el orgullo , la libertad de la propia conciencia. Luchan para salvar su alma.

Pero después de la liberación los hombres habían tenido que luchar para vivir. Es una cosa humillante, horrible, es una necesidad vergonzosa, luchar para vivir. Sólo para vivir. Sólo para salvar el pellejo. No es ya la lucha contra la esclavitud, la lucha contra el hombre. Es la lucha por un mendrugo de pan, por un poco de fuego, por un harapo con el cual cubrir a sus hijos, por un poco de paja sobre las que tenderse.

Hairanakh dijo...

Bueno... morirse no es una gran noticia. Al fin y al cabo, todos los días muere mucha gente.

---

No todos los días hay un accidente aéreo. En muchos de ellos no hay supervivientes.

---

milagro.
(De miraglo).
1. m. Hecho no explicable por las leyes naturales y que se atribuye a intervención sobrenatural de origen divino.
2. m. Suceso o cosa rara, extraordinaria y maravillosa.